¡Urgen Evangelizadores Fracasados!

Imagen: Edward Burne-Jones

Si el Señor no construye la casa, en vano se cansan los albañiles;
si el Señor 
no protege la ciudad, en vano vigila la guardia.
En vano te levantas tan temprano y te acuestas tan tarde,
y con tanto sudor 
comes tu pan;
Él lo da a sus amigos mientras duermen.

(Salmo 127)

 

¡Gracias por tus donaciones!

Publicaciones Relacionadas