Ser como JESÚS, es ser manso y humilde

“Vengan a mí todos los que están fatigados y sobrecargados, y yo les daré descanso. Tomen sobre ustedes mi yugo, y aprendan de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallarán descanso para sus almas.”

(Mt 11,28-30)
¡Gracias por tus donaciones!